jueves, 3 de julio de 2008

Diario de un peón

26 de junio, 2008


¡Qué gloriosa mañana! Este mundo fue hecho para la batalla, ¡no sólo por su perfecta simetría de cuadrados blancos y negros!. Ah, ¡Ser la unidad directamente en frente del mismísimo Rey! Oh, mamá estará tan orgullosa!

27 de junio, 2008

La batalla comenzó hoy, y ¿adivina quién fue la primera unidad en salir? ¡Adivinaste! Mamá estaría muy orgullosa de mi salto de dos casillas, ¡podría rivalizar con el caballo mismo! Me pregunto ¿cómo reaccionará el enemigo a tan atrevido movimiento?

28 de junio, 2008

¡Este enemigo no debe ser subestimado! Descubrieron uno de mis puntos débiles. En este mismo momento, un peón rival está exactamente en frente de mi, observándome con desprecio, mientras escribo. Ahora, estoy atrapado aquí hasta que el bastardo se mueva o sea muerto.

29 de junio, 2008

Estoy sorprendido que el peón rival esté todavía vivo. Estoy protegido por uno de mis compañeros peones, su nombre es John, un gran tipo realmente. De todas formas, el bastardo está protegido por uno de sus compañeros, así que puede tomar un poco más de tiempo de lo que yo originalmente pensé para moverme.

30 de junio, 2008

¡Estupendo! Ahora el peón que estaba protegiendo al bastardo que bloqueaba mi camino también está protegido. Ugh. Esto no es tan malo, matar tres peones y salgo de aquí. ¡Sencillísimo!

1ero de julio, 2008

Bueno, hablé con el peón en frente de mí. Su nombre es Bill. De hecho, un buen tipo. Está tan frustrado como yo.

2 de julio, 2008

Hoy no pasó nada.

3 de julio, 2008

Nada.

4 de julio, 2008

Nada.

5 de julio, 2008

Estoy considerando suicidarme.

6 de julio, 2008

Escribiré cuando algo interesante suceda.

25 de diciembre, 2008

Bueno, un peón acaba de moverse en diagonal a mí, y mi comandante ha decidido ignorar el hecho, y matar a la dama del oponente. El muy bastardo. Me deja aqui por 5 malditos meses sólo para que me deje morir por cualquier peón enemigo. Mi protección ya no existe, mi muerte es cierta. Bill murió cerca de dos meses atrás. Extraño al viejo bastardo. Dicen que la guerra es el infierno, pero no me imaginé que se referían a esta clase de infierno...

Tomado de CollegeHumor.com
A través de Microsiervos


En algún tiempo fui aficionado al ajedrez. Un deporte muy interesante... Por otro lado, ¿quién no se ha sentido a veces como un peón, incapaz de moverse y controlar lo que pasa a su alrededor?

13 comentarios:

Julio Rodríguez dijo...

Hermoso post...sin duda alguna...

Ronin dijo...

Todos somos peones, o al menos iniciamos nuestra vida de esa manera, pero viendo todo de un punto de vista positivo, ser peon te da mucho aprendizaje si abres los ojos, y analizas a tu alrededor y siendo el ajedrez un juego tan interesante, lo mas interesante es que un simple peon al llegar al final del tablero se puede convertir en lo que quiera...en este momento soy un peon pero mi meta es ir hasta el final del tablero.
Saludos!
Muy buen post!

Roy Jiménez Oreamuno dijo...

Bueno la guerra es la extensión de la política.

El ajedrez es para maestros, seguro por eso jamás intente jugarlo, es muy elevado para mi.

Al final creo que no podemos controlar nuestro espacio más cercano, debido a lo azaroso de la vida.

Solucionamos algo y se complica otro, así que hay que entender que la vida y nuestro entorno no se controlan, sino que se vive de la manera más simple posible.

Y si hay jaque mate, o se muere el Rey, pues que viva el Rey ¿No?
Saludos

La Morada dijo...

Yo digo que de "peonsitos" vamos para grandes, aunque a veces nos sentimos irrelevantes o incluso muertos, siempre vamos a tener algo valioso que aportar, y así nos vamos convirtiendo en caballos (Son las piezas del ajedrés que más me gustan)

Tuanix!

Terox dijo...

Julio, qué bueno que le gustó. Yo a Ud lo he visto en alguna parte...

Ronin, no todos podríamos llegar a ser Torre o Dama, lo importante es cumplir su función (y en todo caso, Rey sólo hay uno). Y hasta un peón puede dar mate...

Roy, "a rey muerto rey puesto" (cualquier parecido con TiroFijo y Uribe es coincidencia).

Morada, lo malo es que algunos empiezan de "caballitos" y terminan de CABALLONES... jajaja

andrés dijo...

Muy buen post Terox. Tiene un mensaje detras dl mensaje, no solo quien se ha sentido como un peon si no q cuando piensas que eres parte de un todo, pieza vital... te sacrifican...

El ajedrez es para mi, el mejor juego de mesa, el mas emocionante, es estrategia y paciencia.

gringotico dijo...

mae,estas nominado en mi blog,date la vueltilla!! saludos

Graciela L Arguello dijo...

¡¡¡Qué buen relato!!! Si todos los soldados de todas las guerras estuvieran meses frente a frente, dudo que alguno pudiera eliminar al otro. Tal vez nacería una fabulosa hermandad. ¿Una utopía? Sí, tal vez... ¡pero qué bella utopía!

Un beso Graciela

Terox dijo...

Bueno, Graciela, dicen que ya pasó algo parecido en la navidad de 1914, aunque claro no podía durar.

Ese que llamaban Amorexia. dijo...

Que gran post mi amigo Terox! una joya sin duda, simetrías entre el juego de estrategías de la guerra mas allá de la técnica, la parte humana. Excelente!

Terox dijo...

Ese que llamaban..., así es, me gustó mucho leerlo, creo que es una idea brillante ver esas simetrías y pensar que podrían pensar ciertos objetos... ¿seremos piezas de un juego de mesa para dioses?

Luis Aguilar dijo...

este post es de lo mejor q he leido... en serio... pura vida

Terox dijo...

Luis, a mi también me gustó mucho... por eso lo traduje y lo posteé...